Tag Archives: Cómo mantenerse saludable en el trabajo oficina

zoom
cosas-que-debes-recordar-para-cuidar-tu-salud-mientras-trabajas-oficina-movilidad-sustentabilidad-mexico
No comments

5 cosas que debes recordar para cuidar tu salud mientras trabajas

Es bien sabido que trabajar constantemente, por largas horas y sentado en la misma posición puede traer consecuencias negativas. Además, si no cuidamos nuestro cuerpo y mente al trabajar, los problemas se pueden hacer muy graves a largo plazo. El desempeño profesional depende completamente de nuestra buena salud, por eso hay que prestar atención a las cosas que podríamos estar haciendo para dañarla y esforzarnos en implementar hábitos que ayuden a sentirnos muy bien y, que nuestro trabajo y la experiencia de hacerlo, mejoren considerablemente. Desde hacer ejercicio, hasta tomar vacaciones, aquí te presentamos algunas cosas que no debes olvidar para mantenerte sano en el trabajo.

Muévete

La movilidad es una de las cosas más importantes. Debes mantener tu cuerpo activo, para promover la buena circulación de la sangre, prevenir obesidad y evitar lesiones por mantener la misma postura demasiado tiempo. Cuando no estés en la oficina, haz mucho ejercicio para fortalecer los músculos de la espalda, el cuello y el abdomen. En el trabajo date 10 minutos, cada vez que pasen un par de horas, para hacer estiramientos o algunos ejercicios como sentadillas. Esto también ayudará a que despejes tu mente, combatas el estrés y te concentres mejor. Cuando te sea posible, opta por tomar juntas sencillas caminando hacia una cafetería o parque cercano. El aire fresco estimulará tu concentración y la caminata es muy saludable. También puedes cambiar tu opción habitual de transporte a la oficina por un par de días en bicicleta o a pie.

Hidrátate

Estar deshidratado es un factor que puede provocar falta de concentración y fatiga. Procura tomar suficiente agua mientras estás en la oficina. Si no te gusta el agua simple, toma té sin azúcar. No todos necesitamos hidratarnos de la misma forma, entonces, pon mucha atención a tu cuerpo y dale lo que necesita. Si bien a veces es fácil olvidarse de tomar agua, puedes poner alarmas esporádicas en tu computadora o celular que te lo recuerden.

Cuida lo que comes

Come tan balanceado como puedas. Si tu estilo de vida ya es bastante saludable, no olvides cuidar tus porciones. Si comes mientras trabajas, a veces no te das cuenta de la cantidad de alimento que has consumido y eso puede provocar que ingieras muchas más calorías de las que necesitas. Por el contrario, no por ello dejes de comer. Si no estás bien alimentado podrías afectar mucho tu desempeño laboral. Trata de darte espacio y tiempo suficiente para disfrutar tu comida, así quedarás más satisfecho. Cuídate de las botanas dulces y saladas que pueden llevar tus compañeros de trabajo. El azúcar puede darte mucha energía por un rato, pero después sufrirás la caída y te sentirás cansado. Organízate para llevar botanas saludables como frutas o semillas.

Cuida tus ojos y espalda

La constante exposición a las pantallas y el uso frecuente de la computadora puede tener graves consecuencias en tus ojos, espalda y cuello. Trata de mantener una buena distancia de la pantalla y configura tu computadora para que las letras aparezcan grandes y puedas leer sin hacer ningún esfuerzo. La vista cansada es una de las consecuencias de no cuidar los ojos mientras trabajas y puede desencadenar migrañas y sensibilidad a la luz.  Por otro lado, cuida mucho tu postura. Cuando no te sientas derecho, tu cuerpo pone su peso sobre algunos músculos que se tensan y se lastiman. Evita dolores musculares, distribuyendo el esfuerzo entre toda la espalda y piernas.

Toma descansos

Tomar descansos es muy importante. No dejes de hacerlo si estás estresado o saturado de trabajo, incluso si tienes prisa. Cuando estás estresado tal vez desempeñas mejor algunas acciones y te vuelves muy eficiente, pero el estrés crónico puede desencadenar periodos de fatiga.  Regula tu estrés tomando unos minutos de ocio puro en tu horario laboral. Diez minutos para despejar tu mente. Lee mientras tomas tu almuerzo. Escucha música mientras trabajas. Pasa unos minutos en un entorno natural o un parque o coloca una planta cerca de tu escritorio. Comunícate con tus compañeros de trabajo, date tiempo de divertirte. Tu trabajo mejorará mucho, estarás más feliz en la oficina y cuidarás de tu salud física y mental. Por último, no te olvides de tomar vacaciones, son muy importantes para dejar atrás el estrés, tomar perspectiva sobre los problemas laborales y recargar energías.